A veces, en la oficina, recuperar un documento puede resultar complicado. Ya sea porque éste se ha perdido, se le ha dado un nombre erroneo o se ha guardado con información insuficiente. En estos casos se tiene que pedir a los compañeros que recuperen la información que falta y recordarles como se tienen que utilizar los documentos compartidos, repitiendo manualmente la misma tarea. Esto supone una perdida de tiempo y, en el peor de los casos, una pérdida económica si, por ejemplo, se superan los plazos de pago. ¿Cómo resolver estos problemas? Lo veréis en el siguiente vídeo de Konica Minolta:Ver el vídeo
Captura de pantalla 2015-01-08 a la(s) 14.53.31